Limpieza de casa con productos sin tóxicos

Aseo general de casa con productos naturales

 

En vista de que están mandando mucha gente para la casa a hacer teletrabajo, a pasar cuarentenas y más, se nos da una oportunidad excepcional para hacer una buena limpieza en nuestro hogar, pero sin tóxicos.

Esta época en el hemisferio norte se considera como ideal es hacer una desintoxicación corporal y del hogar.  Hoy, sin embargo, le voy a mostrar unas excelentes opciones para descargar su casa de productos de aseo con químicos que se encuentran en el comercio y que, en lugar de asear y purificar, llenan nuestros hogares de químicos que respiramos y absorbemos a través de la piel.

Existen en el mercado varias alternativas “naturales” que contienen ingredientes dañinos.  El hecho de que le pongan un letrero de “verde” o “ingredientes naturales” muchas veces es cuestión de mercadeo, pero nada más y eso no es sinónimo de seguro, ni saludable, ni biodegradable. 

Utilizamos una amplia gama de productos para limpiar, brillar, pulir, aromatizar, suavizar, etc.  Pero mientras estos productos limpian, desinfectan, brillan y desodorizan, también contribuyen a lo que se llama polución de interiores, son venenosos si se ingieren y causan daño si se inhalan o se tocan. (1)

Estamos viviendo unos tiempos donde también nos toca revisar los ingredientes de los productos de aseo para nuestros hogares.  Aunque es difícil porque muchos de ellos ni siquiera enumeran los verdaderos ingredientes que tienen, tan solo mencionan generalidades como agentes de limpieza (¿cuáles?), enzimas (¿?), perfume, conservante que no son especificados.

 

Cuáles son los peores ingredientes

Lo peor que puede tener un producto de limpieza es algún químico sospechoso de ser cancerígeno.  Luego siguen los que interfieren con la función del sistema endocrino o que puedan causar problemas en la reproducción, dos cosas serias si usted tiene niños pequeños en su casa.

Cuando productos típicos para el aseo del hogar como detergentes para ropa o limpiadores multiusos entran en contacto con su piel y pulmones, penetran directamente al torrente sanguíneo, pasando por hígado y riñones que son los sistemas naturales de defensa contra las toxinas.  Con tan solo una aplicación de limpiador, se pueden dejar químicos nocivos en el aire interior de la casa por horas.

Se recomienda no mezclar productos de amoniaco con blanqueadores.  Esta mezcla puede causar vapores extremadamente tóxicos que puede causarle desmayos a algunas personas. 

Otros ingredientes presentes en productos de aseo casero como detergentes para ropa e incluso los llamados “naturales” o “verdes” o “bio”, pueden crear un ambiente tóxico al interior de su casa.  Algunos de ellos son,

 

Éteres de glicol:  se utiliza en pinturas, jabones, cosméticos, perfumes y comida.  Causa fatiga, letargia, náusea y posiblemente daño renal y hepático.

 

Fosfatos:  aunque muchos detergentes para ropa han eliminado este ingrediente, no ocurre lo mismo con los detergentes para máquina lavaplatos.  Causa daños ambientales.

 

Compuestos orgánicos volátiles que incluyen el 1,4-diclorobenceno, causan irritación de nariz y garganta, mareo y asma.

 

Ftalatos:  causan daños reproductivos, alteración de la función endocrina, cáncer y daño orgánico.

 

Nonifenol etoxilado es un ingrediente que se utiliza en detergentes para ropa, limpiadores y vetado en países de Europa, Su inhalación puede originar edema pulmonar que, a menudo, se pone de manifiesto pasadas algunas horas y se agravan por el esfuerzo físico. También altera los mecanismos endocrinos y es muy tóxico para los peces, otros organismos acuáticos y pájaros. (estudio)

 

Solventes de petróleo:  se utiliza comúnmente en productos de aseo para pisos.  Podría dañar las membranas mucosas. Si se inhalan o ingieren a largo plazo provocan náusea, dolor de cabeza, mareo, urticaria, ligeros problemas respiratorios, alteraciones en la tiroides y se sospecha de un riesgo incrementado en el cáncer de próstata. (informe)

 

Perfumes:  causan dolores de cabeza, sinusitis y asma

 

Formaldehido: presente en desodorantes ambientales.  Se sospecha que es un químico cancerígeno.

 

Butil cellosolve:  se encuentra en muchos productos de limpieza, podría dañar los riñones, medula ósea, hígado y sistema nervioso.

 

Cloro:  irrita piel, ojos y pulmones.

 

Etanolaminas:  irrita piel, ojos y pulmones.

 

Sodio lauril sulfato:  irrita la piel, los ojos y es un cancerígeno potencial.

 

 

Las alternativas no tóxicas

Productos que tenemos en casa de forma habitual y que utilizamos en la cocina pueden limpiar igual que los otros y, además, sin ser tóxicos.  Algunas preparaciones le han de exigir un poco más de trabajo, pero vale la pena y es más barato. 

Existen muchas recetas de limpieza no-tóxicas que usted puede hacer y que son tan o más efectivas que las industriales a la hora de hacerle aseo a su casa.  Aquí le propongo algunos artículos que le permitirán preparar una amplia variedad de productos libres de químicos peligrosos y no-tóxicos, ya sea de forma individual o en combinación con otros.  Vea por ejemplo que, el vinagre blanco mezclado con agua oxigenada funciona de forma excepcional como desinfectante y antiséptico.  Pero hay más:

Bicarbonato de sodio, vinagre blanco, jugo de limón, aceite de olivas, jabón de castilla líquido (hecho con aceites puros de oliva y últimamente con aceite de coco), aceites esenciales terapéuticos, aceite de coco, recipiente para mezclar/balde, botellas con atomizador, vodka, paños en microfibra.

 

Bicarbonato de sodio

Enseguida encuentra varias aplicaciones del bicarbonato de sodio que puede utilizarse para remplazar productos comerciales peligrosos.

 

  1. Para restregar sin rayar metales y porcelana.
  2. Para limpiar su horno. Espolvorear el contenido de una taza o un poco más sobre la parte de abajo del horno, luego cubrir el bicarbonato con suficiente agua para que se forme una pasta y dejarla toda la noche.  La mañana siguiente, la grasa se eliminará fácilmente porque todos los pegotes se habrán aflojado.  Una vez recogido todo el pegote, verter un poco de jabón líquido en una esponja y lavar el residuo que queda en el horno.
  3. Para destapar cañerías. Vierta 1/2-1 taza de bicarbonato de sodio por la tubería, luego lentamente vierta ½-1 taza de vinagre blanco enseguida.  Cubra la tubería y deje reposar por 15 minutos.  Si echa espuma como un volcán, significa que destapó.  Enseguida, vierta un galón de agua hirviendo.
  4. Para desodorizar alfombras. Espolvoree el bicarbonato por toda la zona que desea desodorizar (yo añado al bicarbonato unas gotas de aceite esencial de lavanda o puede ser otro de su gusto y luego espolvoreo).  Dejar actuar por lo menos 15 minutos y luego aspirar.
  5. Para limpiar objetos de plata. Hervir agua y verter en un recipiente/olla donde pueda sumergir el objeto y añada y cucharadita de sal, una de bicarbonato de sodio y una hoja de papel aluminio.  Sumerja el objeto de plata y hierva por 2-3 minutos más.  Remover el objeto de plata del recipiente/olla y con un trapo de algodón remueva las manchas. 

 

El jabón de castilla

 

Este es un tipo de jabón que está preparado 100% con aceites de plantas, es decir no utiliza productos animales, como cebo o productos químicos.

A menudo es preparado con aceite de olivas y de un tiempo para acá, con aceite de coco y que no le sorprenda su calidad limpiadora y quita grasa. Existen varios tutoriales de cómo preparar este jabón, aquí dejo uno,

 

 

Vinagre

Gracias a su acidez, el vinagre es un producto más que ideal para la limpieza, además elimina suave y efectivamente grasa, residuos de jabón y pegotes de mugre.

 

Jugo de limón

El jugo puro de limón aniquila moho y manchas de humedad, corta grasa y brilla superficies duras dejando un aroma cítrico a su paso.

  

Aceite de olivas

El aceite de olivas es muy saludable en sus comidas (recuerde que no se debe calentar), pero también es un gran limpiador multipropósitos y pulidor de muebles.  Téngalo en cuenta.

 

Aceite de coco y sus muchas aplicaciones

      El aceite de coco es otro implemento muy útil en el cuidado e higiene de la casa que puede remplazar muchos productos comerciales.  Es especialmente útil para limpiar, sanear y acondicionar objetos de madera, como tablas para picar alimentos y para pulir y brillar muebles. 

       Además, es un elemento que puede remplazar la mayoría, si no es que todos, los productos para el cuidado personal y de belleza. 

             Enseguida encuentra varios usos interesantes de este aceite que tiene una actividad antiviral y antibacteriana natural, proporcionando, además, hidratación y acondicionamiento de varios materiales como la madera, el cuero y los metales:

  1. Usar como pulidor de metales. Probar una pequeña área primero.
  2. Humectar y suavizar objetos de cuero de la misma manera que usaría otros tratamientos para el cuero.
  3. Para recubrir sus ollas y recipientes de hierro fundido, puede usar tranquilamente el aceite de coco en lugar de aceite de maíz u otros.
  4. Como lubricante para bisagras y otros mecanismos que chirreen, el aceite de coco puede remplazar el 3 en 1.
  5. Aceite de coco para limpiar sus manos y brochas de pintura después de utilizar pinturas al oleo, en lugar de removedores.
  6. Aceite de coco para limpiar y acondicionar el interior de su automóvil al añadir una pequeña cantidad a un trapo sin pelusas y eliminando los excesos.
  7. Para limpiar y brillar plantas de interior, untar un poco de aceite con un trapo sin pelusas.
  8. Para quitar pegotes de goma de mascar en cualquier lugar, incluyendo alfombra y cabellera. 

 

Recetas fáciles con sustancias no-tóxicas para su hogar

 

                                           En el baño:

 

Para limpiar y desodorizar el inodoro.  Verter ½ taza de una mezcla de bicarbonato de sodio y unas 10 gotas de aceite esencial de melaleuca o limón en el inodoro, seguido de ¼ taza de vinagre blanco.  Restregar con el cepillo para el inodoro.

 

Desinfectante antibacterial.  En los baños se pueden acumular todo tipo de gérmenes, pero los productos antibacteriales que contienen triclosan hacen más daño que bien.

Para una solución antibacterial y hecha en casa, mezcle 2 tazas de agua con 3 cucharadas de jabón de castilla.

 

Limpiador de vidrios y espejos: Mezclar una parte de vinagre con cuatro partes de agua.

Añadir jugo de limón para un aroma cítrico.  El jugo de limón también provee un poder corta grasa.

Atomizar en el espejo o vidrio y limpiar con una esponja o trapo.

 

Limpiador multipropósito para pisos de baldosa: mezclar una parte de vinagre por dos partes de agua tibia en un balde.

Restregar de manera usual, sea con trapero o con un limpión.  No necesita enjuagar.

 

 

                                            En la cocina:

 

Como limpiador multipropósito.  Mezclar partes iguales de vinagre y agua, más unas gotas de aceite esencial, de nuevo, el limón y la melaleuca funcionan muy bien con estas mezclas.  Atomizar mesones de cocina y otros; luego pasar un trapo.

Para mesones de piedra, usar alcohol o vodka con el agua, ya que el vinagre puede dañar algunas superficies como granito o mármol.

 

 

Tablas para cortar.  Todo lo que se necesita para limpiar y sanear las tablas para cortar (sean de madera o de plástico), es limón.  Córtelo por la mitad y restriéguelo por toda la superficie, déjelo actuar por 10 minutos y luego, enjuáguelo.  Si necesita mayor acción abrasiva, espolvoree un poco de sal en cristales sobre la tabla y luego restriegue con medio limón.

 

 

                                                Lavandería:

 

Suavizante de ropa.  Añadir 20-30 gotas de aceite esencial del aroma que desee a una jarra con 4 litros de vinagre blanco.

Ponga 1/3 taza a cada tanda de lavandería (sacudir antes de usar).

 

Aromatizador para ropa.  Haga una bolsita de muselina y llénela con sus hierbas aromáticas favoritas (lavanda, menta, hierbabuena u otra hierba aromática de su gusto).  Meterla en la secadora durante el secado de la ropa.

Otra alternativa es poner unas gotas de aceite esencial en un retazo de tela sin pelusas.

 

Blanqueador.  Añadir un poco de jugo de limón al ciclo de enjuague.

 

 

Pulidor de muebles multipropósito:

Combinar ¼ taza de vinagre con ¾ taza de aceite de olivas.  Distribuir sobre el mueble utilizando un limpión suave y sin pelusas.

Para los muebles de madera, mezclar ¼ taza de jugo de limón con ½ taza aceite de olivas y seguir el mismo procedimiento de arriba.  Puede añadir unas gotas de aceite esencial de lavanda, cedro o abeto blanco para aromatizar.

 Otra alternativa es utilizar aceite de coco solo con el mismo propósito. 

En todas las situaciones, probar la mezcla en un área pequeña primera.

  

Anímese a probar una nueva forma de asear su hogar sin toxinas

 No se deje engañar por etiquetas engañosas “naturales” o ingredientes no especificados en sus supuestos productos de aseo amigables con el ambiente.  Los elementos tóxicos que se enumeran más arriba están presentes en la mayoría de los productos de aseo comerciales y varios de ellos resultan muy dañinos para nuestra salud y la de nuestras familias.  Estamos empezando a ver cómo aparecen enfermedades inexplicables como cáncer, infertilidad y dificultades para concebir, así como trastornos neurológicos, trastornos de aprendizaje y autismo en niños.

La Organización Mundial de la Salud ha considerado que muchas de estas enfermedades están ligadas a causas ambientales (OMS).  Muchos de los ingredientes presentes en los productos de limpieza son parte de los posibles causantes.  Afortunadamente, tenemos alternativas que además tienen precios accesibles y que usted puede aromatizar a su gusto con aceites esenciales de la mejor calidad y seguridad para usted y su familia.

 Recuerde seguir el protocolo para prevenir el COVID-19 aquí

 

 


1 comentario

  • cialis cheapest online prices

    faipifE

Dejar un comentario